Adiddas y Puma fundados por la pelea de dos hermanos

Eran muy unidos, pero después se disgustaron uno a otro y cada cual cogió su rumbo fundando sus respectivas compañías de calzado.

¿Qué hay detrás del nacimiento de dos de las firmas deportivas más grandes del mundo? Es probable que pocos lo sepan, pero Adidas y Puma se fundaron tras una rencilla entre los hermanos Adolf y Rudolf Dassler.

En el libro “Sneaker Wars”, la periodista holandesa Barbara Smit cuenta la historia de los hermanos alemanes que empezaron fabricando pantunflas y zapatillas en una época (1926) en la que el deporte no tenía un calzado especializado y en el que la ligereza o la flexibilidad aplicadas a los zapatos eran conceptos aún inexistentes.

Su fábrica se llamaba “Gerbüder Dassler Schuhfabrik”, y aunque no tenían una marca en sí, la calidad de sus calzados hizo eco hasta llegar a los oídos del entrenador del equipo alemán de atletismo, Josef Waitzer, quien los contrató para la confección de calzado para los deportistas teutones.

Ambos hermanos se complementaban en el negocio, Adolf (Adi) era el diseñador introvertido, mientras que Rudolf era el extrovertido relaciones públicas de la firma. El negocio creció gracias a la llegada del nazismo, ya que este movimiento pregonaba al deporte como un método ideal para alcanzar la “perfección aria”.

Con la llegada de la Segunda Guerra Mundial comenzarían los problemas para los hermanos debido a sus idelologías. Hitler convirtió su taller en uno de repuestos y lanzamisiles, Rudolf se unió a la causa nazi, pero Adi se resistió.

Incluso, Rudolf escribió una carta a su hermano en la que le advertía que pediría el cierre de la fábrica que tenían con el fin de que Adi pudiese portar un arma.

Separación definitiva

Con el final de la guerra, Adi se enfrentó a un juicio por parte de Los Aliados en el que analizaron su nivel de apego a la ideología nazi, tras no encontrársele culpable, Adi puedo retener el control de su negocio.

Por su parte, Rudolf se mudó a otro pueblo y abrió una pequeña fábrica luego de ser denunciado por su hermano, el motivo fue su simpatía por el nazismo.

La mitad de los trabajadores y vendedores se fue con Rudolf, mientras que la otra mitad, los diseñadores, se quedaron en la fábrica de Adi. Es así que nacen las dos firmas que se encuentran en lo más alto del deporte mundial: Puma fundada en 1948 por Rudolf y Adidas, nacida de la mano de Adi en 1949.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

WordPress Lightbox Plugin